Entradas etiquetadas: librobit

Confundidos por el azar (12)

Por babalum, 09-09-2006 11:20 pm

Sigo después de una breve pausa con los resumenes traducidos (de forma bastante libre…) del libro de Nassim Taleb “Fooled by randomness”.

ir al librobit anterior de “Confundidos por el azar”
ir al librobit (1) de “Confundidos por el azar”

GERONTOCRACIA

La preferencia por el pensamiento destilado implica, a diferencia de la práctica comúnmente empleada en Wall Street, a favorecer a los inversores y operadores de bolsa mayores frente a los jóvenes. El Método de Monte Carlo nos permite ver las ventajas de seleccionar los agentes de bolsa expertos, con la condición de que ellos hayan “sobrevivido”. Esto se debe simplemente a que los mayores han estado expuestos un tiempo mayor a los eventos anómalos y pueden ser más resistentes a éstos.

Philostratus en MonteCarlo: Sobre la Diferencia entre ruido e Información

Según Philostratus: Los dioses perciben el futuro, la gente ordinaria el presente, pero el sabio percibe lo que está a punto de ocurrir.

Se podría también decir: El hombre sabio escucha el significado, el común sólo el ruido. Pero, ¿cómo explicar, con la menor cantidad de matemática posible, la diferencia entre ruido y significado, y mostrar por qué el intervalo de tiempo considerado es importante al juzgar un evento?

El Simulador de MonteCarlo nos puede ayudar a distinguirlos Supongamos que tenemos un excelente inversor, que se espera gane un retorno del 15% con una tasa de error anual del 10% (que llamamos volatilidad).

Mediante el simulador podemos generar multitud de escenarios con la evolución día a día del portafolio de nuestro inversor imaginado. En promedio todos los portafolios alternativos obtienen un 15% de retorno con un margen de error del 10% y según la distribución normal el 68% de ellos caerán dentro del rango de 15% +/- 10% y que en el 93% de los casos tendrá ganancias, por mínimas que sean.

Bien, en principio la intuición nos diría que nos gustaría estar en el papel de nuestro inversor imaginario el cual consigue ganar seguro en un 93% de los casos.

No obstante, lo que nos ayuda a entender el simulador es que dependiendo de la frecuencia con la que consultemos la situación de nuestro portafolio de inversiones a lo largo del año va a cambiar completamente nuestra experiencia. Popularmente vendría a ser aquello de que “los árboles no nos dejan ver el bosque”.

Veamos porque:

Un examen minuto a minuto de los resultados significa que cada día (asumiendo ocho horas por día) tendremos 241 minutos placenteros contra 239 no placenteros, lo que es emocionalmente negativo. Sobretodo si tenemos en cuenta lo que indican algunos estudios sobre el impacto mucho mayor que tienen los momentos negativos comparado con los positivos.

Contrariamente, si revisamos los resultados sólo una vez por mes, el 67% de ellos mostrarán resultados favorables y sólo experimentaremos cuatro momentos desagradables, contra ocho agradables, por año.

Visto desde otro ángulo, si tomamos la relación entre lo que podemos llamar ruido sobre lo que no es ruido, sucede que durante un mes esta relación es solamente de 2.32, mientras que en una hora alcanza el valor de 30. En conclusión, los períodos cortos amplifican enormemente el efecto del ruido.

Esto explica por qué es mejor leer The Economist los sábados que el Periódico de Wall Street cada mañana y, por qué aquellos que se obsesionan con estar constantemente pendientes de mínimas fluctuaciones acaban fracasando o bien por reaccionar ante ellas cambiando constantemente su estrategia inicial o porque no aguantan la constante exposición a un número tan alto de experiencias negativas.

A menudo me critican por “ignorar” informaciones posiblemente valiosas de los diarios, pero sucede que soy extremadamente propenso a caer en la tortura emocional, de modo que me conviene más reflexionar apartado de la información.

Nota adicional de Babalum: He intentado buscar algún ejemplo más intuitivo y menos matemático que el que nos ofrece Nassim Taleb en su libro. Aunque un poco rebuscado creo que puede servir lo siguiente:

Imaginemos un tortuoso trazado de un pequeño río de montaña hasta el mar. Imaginemos también que lanzamos al río en lo alto de la montaña una botella con un pequeño localizador. Periódicamente vamos midiendo la distancia, en línea recta, que le falta hasta llegar al mar.

Cuanto más tiempo dejemos transcurrir entre las mediciones más claro veremos que la botella avanza en su camino. No obstante si empezamos a medir demasiado frecuentemente empezaremos a tener dudas. La botella estará recorriendo cada curva del tortuoso trazado del río y habrá etapas enteras donde casi no reducirá su distancia respecto a la costa. Incluso puede que retroceda.

De hecho, si además pudiésemos medir la dirección en la que se mueve la botella, veríamos que la botella casi nunca se movería en dirección recta hacia el mar.

Si además nuestros ahorros dependieran de que la botella se dirija hasta el mar, una observación segundo a segundo seguro que nos agotaría emocionalmente!

continúa en el librobit (13) de “Confundidos por el azar”

Algunos libros de Nassim Taleb:

Engañados por el azar - en castellano Engañados por el azar (libro en español en Amazon)
Fooled by Randomness - Confundidos por el azar Fooled by Randomness (libro original en inglés)
El Cisne Negro (versión española)
El cisne negro en Amazon El Cisne Negro. El impacto de lo altamente improbable
(libro original en inglés)
Dynamic Hedging - Cobertura dinámica Dynamic Hedging

Búsquedas recientes:

Tomar el control

Por babalum, 08-08-2006 6:05 pm

Sigo con otro librobit extraido de “El paradigma – Todo lo que necesito saber sobre la empresa lo aprendí en Microsoft” de Julie Bick.

“Todo el mundo quiere ser bueno en su trabajo, pero sacar el máximo de su trabajo ya no significa simplemente completar las tareas a tiempo y dentro del presupuesto.

Para hacer un trabajo realmente destacado, debe pensar en la repercusión de su pieza del rompecabezas. Debe ir más allá del ámbito estricto de sus responsabilidades.

Y si algo no anda bien -tanto si le abruma la carga de trabajo como si se lamenta de tener un mal jefe-, deténgase un momento y piense la manera de tomar el control de la situación.

En otras palabras, no esperes que nadie te resuelva tu situación. Está en tus manos encontrar la manera de realizar lo que deseas y apartar o esquivar los posibles obstáculos.

Publicado en babalum.wordpress.com

El libro está en Amazon en español y en inglés.

Ver libro en español en Amazon

Ver libro en inglés en Amazon

Búsquedas recientes:

Confundidos por el azar (11)

Por babalum, 12-07-2006 8:42 pm

ir al librobit anterior de “Confundidos por el azar”
ir al librobit (1) de “Confundidos por el azar”

Pensamiento destilado en tu ”Palm”. Noticias impactantes

Pensamiento destilado es el nombre que doy al pensamiento basado en la información que nos llega, pero despojada de elementos sin sentido que conducen a la confusión. Pienso que entre el periodismo y la Historia existe la misma diferencia que existe entre el ruido y la información de verdad, que es la idea central de este libro. Un periodista competente sería aquel cuyo comportamiento fuese semejante al de un historiador el cual evalúa la información brindada y sabiendo distinguir hechos relevantes de sucesos aleatorios o puro ruido (que suele ser la mayoría).

La aplicación de la advertencia de Solon en relación con la vida y el azar contrasta con la cultura actual, que sobrevalora el martilleo constante de noticias a través de todos los canales posibles de información y refuerza mi instinto de valorar el pensamiento destilado frente al pensamiento que se basa en las últimas noticia de actualidad, independientemente de su aparente sofisticación.

Las personas comunes se inclinan en favor de la información nueva y de todo cuanto es nuevo, sin embargo, la información puede no sólo ser enajenante e inútil, sino tóxica; de manera que tengo argumentos en favor del principio de exponerse lo menos posible a los medios periodísticos, al menos eso es lo que aconsejo como guía a aquellos involucrados en la toma de decisiones.

LA REDUX DE SHILLER

La mayoría de las ideas acerca del impacto negativo global de la información sobre la sociedad fueron expuestas por Robert Shiller en su artículo publicado en 1981 sobre la volatilidad de los mercados y que fue el primero en brindar un análisis matemáticamente formulado sobre el tema. Shiller estableció que si el precio es el valor estimado de “algo”, entonces los precios del mercado se hacen muy volátiles en relación con las manifestaciones tangibles de ese “algo”, oscilando más que lo que se supone han de reflejar. El diferencial entre las volatilidades de los precios respecto a la información real demostraba que algo no funcionaba en la teoría de “expectativas racionales” clásica, por lo que Shiller concluyó que los mercados no son tan eficientes como establece la teoría financiera. La crítica principal contra Shiller provino de Robert C. Merton, un defensor de la teoría financiera oficial de la eficiencia de los mercados. ¡Increíblemente, más tarde Merton inició un fondo dirigido a aprovechar las ventajas de las ineficiencias del mercado!

Actualmente siguen apareciendo toda clase de “noticias impactantes” y la relación de información no destilada respecto a la destilada continúa aumentando, no existiendo un mecanismo que permita a la gente separar la información que proviene del buen periodismo de la que viene de los proveedores del ruido. Mi alarma respecto al periodismo se debe a que los de mi profesión dependemos de éste para la información que necesitamos obtener.

continúa en el librobit (12) de “Confundidos por el azar”

Algunos libros de Nassim Taleb:

Engañados por el azar - en castellano Engañados por el azar (libro en español en Amazon)
Fooled by Randomness - Confundidos por el azar Fooled by Randomness (libro original en inglés)
El Cisne Negro (versión española)
El cisne negro en Amazon El Cisne Negro. El impacto de lo altamente improbable
(libro original en inglés)
Dynamic Hedging - Cobertura dinámica Dynamic Hedging

Búsquedas recientes:

Confundidos por el azar (10)

Por babalum, 09-07-2006 2:48 pm

ir al librobit anterior de “Confundidos por el azar”
ir al librobit (1) de “Confundidos por el azar”

DENIGRACION DE LA HISTORIA

La sabiduría que encontré en la literatura clásica, como por ejemplo en la historia de Solon, me condujeron a dedicar muchísimo tiempo a ésta. Sin embargo, los humanos no aprendemos de manera natural de las enseñanzas de la historia, como lo demuestra la repetición interminable de idénticos períodos de auge y de crisis que ocurren en los mercados actuales.

Este defecto mental está en la esencia de nuestra naturaleza, bloqueando nuestra habilidad de aprender de los demás. En verdad tenemos dos vías para aprender de la historia: desde el pasado, mediante la lectura de los clásicos, y desde el futuro, gracias al Método de Monte Carlo.

La Estufa está Caliente

Numerosos hechos indican que nuestra información genética no favorece la trasmisión de la experiencia. Así, por ejemplo, sabemos que los niños aprenden sólo de sus propios errores; dejando de tocar una estufa encendida sólo después de quemarse con ésta; no existiendo advertencia posible que genere un ápice de precaución, cosa que también ocurre a los adultos.

Este punto ha sido estudiado en profundidad por Daniel Kahneman y Amos Tversky.

Esta denigración congénita de la experiencia de otros, afecta enormemente a los inversores y a los tomadores de decisiones en los negocios, siendo la causa del fracaso de muchos de mis colegas a pesar de los consejos de los veteranos.

Lo realmente interesante es que he encontrado muchos aspectos comunes a todos ellos, como la argumentación de que “estos tiempos son diferentes” a manera de justificación, siendo incapaces de aceptar que la experiencia ya estaba a su alcance en los libros y siempre aparece la frase “¿por qué me pasa esto a mi?”, lo que se debe a la creencia de ser diferente a los demás.

Por alguna razón todo el respeto que podamos sentir por la historia no se refleja en en el tratamiento que le damos al presente.

Mi SOLON

Otra razón para estar obsesionado con la advertencia de Solon es que la historia de mi familia está plagada de altibajos y de ejemplos de extrema opulencia que alternaban con situaciones de penuria.

Existe un importante aspecto, nada trivial, del pensamiento histórico, que tal vez sea el más aplicable a la bolsa: A diferencia de las ciencias “duras”, en la historia no es posible la experimentación. Sin embargo, la historia es lo suficientemente rica para brindarnos, a la corta o a la larga, la mayoría de los escenarios posibles. La historia y el Método de Monte Carlo nos enseñan que aquellos que a pesar de su capacidades no tuvieron suerte en algún momento de sus vidas eventualmente mejoran, mientras que los estúpidos que sí tuvieron esa suerte, terminan siendo situados donde lo merecen.

De hecho existen estudios que concluyen que más del 80% de la gente a la que le ha tocado algún premio importante en la lotería o en otros juegos de azar, lo han vuelto a perder todo al cabo de un tiempo de entre 6 meses y 5 años.

continúa en el librobit (11) de “Confundidos por el azar”

 

Algunos libros de Nassim Taleb:

Engañados por el azar - en castellano Engañados por el azar (libro en español en Amazon)
Fooled by Randomness - Confundidos por el azar Fooled by Randomness (libro original en inglés)
El Cisne Negro (versión española)
El cisne negro en Amazon El Cisne Negro. El impacto de lo altamente improbable
(libro original en inglés)
Dynamic Hedging - Cobertura dinámica Dynamic Hedging

Búsquedas recientes:

Confundidos por el azar (9)

Por babalum, 03-07-2006 6:51 pm

ir al librobit anterior de “Confundidos por el azar”
ir al librobit (1) de “Confundidos por el azar”

 

LA MATEMÁTICA DE MONTE CARLO

Los matemáticos puros piensan que los Métodos de Monte Carlo no tienen la elegancia de las matemáticas y les llaman “fuerza bruta” porque pueden sustituir una gran parte de este conocimiento con simulaciones. Sin embargo, estos métodos pueden dar al usuario una mayor intuición respecto al objeto de estudio que las ecuaciones, pues el cerebro de muchas personas y el funcionamiento de determinadas instituciones es más adaptable a este tipo de enfoque. Por otro lado, los agentes de bolsas, estamos interesados en las aplicaciones de las herramientas matemáticas más que en las herramientas en si, de modo que emplearé estos métodos en el libro para los ejemplos por ser también más pedagógicos.

Diversión en mi ático. Haciendo historia.

A principio de los 90, comencé a interesarme por los Métodos de Monte Carlo, lo que me llevó a sentirme como Demiurgo, generando la historia. Puede ser electrizante generar historias virtuales y observar la dispersión de los resultados. Tengo la suerte de que mi profesión me deja casi el 95 % del tiempo libre para reflexionar en mi bien equipado ático con la computadora, que me permite generar millones de historias alternativas por minuto y resolver las más desconcertantes ecuaciones con un mínimo de esfuerzo.

LOS ZORGLUBS SE AGLOMERAN EN EL ÁTICO

Mientras mis colegas estaban inmersos en pronósticos económicos, la política oficial, etc., yo comencé a jugar con mi maquinaria en campos fronterizos a mi formación financiera, como la biología evolutiva, simulando poblaciones de animales rápidamente mutantes ante cambios climáticos, llamados Zorglubs y observando los más inesperados resultados. El siguiente paso fue simular poblaciones de operadores de bolsa de los del tipo “alcistas idiotas”, “bajistas impetuosos” y “precavidos”, ante diferentes condiciones de mercados alcistas o bajistas y observando sus grados de supervivencia a corto y a largo plazo. Casi siempre ocurría que los alcistas, enriquecidos durante las subidas, usarían los beneficios para comprar más valores, haciendo subir los precios, hasta finalmente quedar arruinados cuando las ganancias ficticias se desvanecían al terminar la fiesta. De forma similar los bajistas, raramente acababan ganando dinero al final de la partida.

Sin embargo resultaba que algunos de los que operaban con opciones mostraron un notable poder de supervivencia, ya que podían comprar seguros contra la quiebra, lo que les permitió evitar que los malos resultados de un día acabasen con sus carreras.

A fuerza de utilizar Monte Carlo durante años, ya no puedo visualizar la ocurrencia de un resultado sin tener en cuenta los otros posibles.

continúa en el librobit (10) de “Confundidos por el azar”

 

Algunos libros de Nassim Taleb:

Engañados por el azar - en castellano Engañados por el azar (libro en español en Amazon)
Fooled by Randomness - Confundidos por el azar Fooled by Randomness (libro original en inglés)
El Cisne Negro (versión española)
El cisne negro en Amazon El Cisne Negro. El impacto de lo altamente improbable
(libro original en inglés)
Dynamic Hedging - Cobertura dinámica Dynamic Hedging

Búsquedas recientes: